sábado, 18 de abril de 2015

ZARZUELA: EL CASERIO



Comedia lírica en tres actos de Federico Romero y Guillermo Fernández-Shaw. Música de Jesús Guridi. Estreno: 11 de noviembre de 1926, en el Teatro de la Zarzuela, de Madrid. Acción en Arrigorri, aldea imaginaria de Vizcaya.  Época del estreno.

El CASERÍO
Teatros del Canal (Madrid) – Sala Roja
21-25 de abril de 2015
Intérpretes:

Coreografía: Inma Sainz.
Escenografía: Daniel Vianco.
Vestuario: Jesús Ruiz.
Orquesta Sinfónica Verum y Coro de la Comunidad de Madrid.
Dirección de escena: Pablo Viar.
Dirección musical: Manuel Coves.

 Personajes e intérpretes principales del estreno. Ana Mari, sobrina de Santi, soprano (Felisa Herrero). Eustasia, esposa de Manu, soprano (Ramona Galindo). Inosensia, hija de Eustasia, soprano (Flora Pereira).
Santi, dueño del caserío y alcalde de Arrigorri, barítono (José Luis Lloret). José Miguel, pelotari, sobrino de Santi y primo de Ana Mari, tenor (Cayetano Peñalver). Chomin, tenor cómico (Antonio Palacios). Manu, esposo de Eustasia, barítono (Ángel de León).  Don Leoncio, cura del pueblo (Sr. Carrasco). Mingorrieta, Lecanta II y Eibarrés IV, pelotaris (Sr. V. Guillot, Sr. Munain, Sr. Pérez).
Director de orquesta: Emilio Acevedo


Números musicales. Acto I. Preludio y coro interno ("Cundo sale el sol"). Coro interno ("Nochesita de estellas"). Dúo de José Miguel y Ana Mario ("Yo te diré al oído"; "Buenos días"). Cuarteto de Chomin, José Miguel, Man y Jesusito ("Con el trébole, trébole"). Romanza de Santi ("Sasibill, mi caserío"). Final I acto ("Acudirvos y llegarvos").
Acto II. Preludio. Escena. Los de Elgoíbar. Mingorrieta y Lecanda II ("Pello Josepe tabernan dala"). Canción de José Miguel ("Yo no sé qué veo en Ana Mari"). Procesión (Salve) y espatadantza. Coro ("Reina dek cielo hermosa"). Dúo de Ana Mari y Santi ("COn alegría inmensa"). Canción de los versolaris. CHomin y José Miguel ("Chiquito de Arrigorri". Final II acto ("Basta ya de bailes").
Acto III. Preludio y coro. Ana Mari y coro ("Mientras llueve sin cesar"). Dío cómico de Inosensia y Chomin ("Vaya un escopetaso"). Final Acto III ("Sasibill mi caserío").
 
Argumento. Acto I. En el caserío de Sasibill los campesinos saludan la llegada de un alegre día de fiesta. Eustasia, Ana Mari y Santi, comentan la ausencia de José Miguel. Al poco llega éste y Ana Mari le dice que su tío Santi quiere que se case, pero al muchacho sólo le interesa la herencia  y vivir la vida. Santi, charlando con Don Leoncio comenta su deseo de que el caserío sea para Ana Mari, pero no quiere desheredar a José Miguel. Al cura se le ocurre que los jóvenes se casen y para despertar el interés del muchacho, Santi debe anunciar su propia boda.
Acto II. Tarde de fiesta en la Plaza Mayor de Arrigorri, donde los pelotaris comentan el próximo partido. Aparece José Miguel, del que nada se sabe desde el anuncio del compromiso de Santi;  al encontrarse con Ana Mari le pregunta cómo va la boda de su tío y le cuenta su plan: en cuanto se entere de quién es la elegida, se la quitará. Tras contemplar la procesión y mientras Santi y don Leoncio toman una sidra, Ana Mari La muchacha aprovecha y dice que la mujer que necesita su tío es ella misma. Repuesto de la inicial sorpresa, Santi muestra su satisfacción, aunque ve, preocupado, que la muchacha se case con un hombre mucho mayor que ella. Aprovechando la presencia de Manu e Inosensia, Eustasia monta un "consejo de familia" y de da a su hija una lección práctica sobre cómo debe insinuarse a Santi, para que se decida por ella. José Miguel acompañado de los pelotaris, regresa del partido que ha ganado y se entera de que Santi ya ha elegido novia. Al saber quién es, José Miguel se enfurece, se encara con su tío y le pregunta si es cierto lo que le han dicho; Santi lo confirma y el muchacho se marcha entristecido.
Acto III. Cocina de Sasibill. Noche lluviosa de invierno. Terminada la faena Santi confiesa a Don Leoncio. que está retrasando la boda porque, en el fondo, hizo el anuncio para provocar a José Miguel, pero nada sabe de éste. Pero ya no puede esperar más. En ese momento se abre violentamente la puerta y aparece José Miguel. Discuten y el muchacho declara su amor por Ana Mari. Santi no le cree, pero al aparecer la joven y ver cómo se miran los dos, renuncia a la muchacha y les ofrece el caserío para que vivan felices.

Comentario. El caserío es obra desarrollada alrededor de la casa de campo, reducto familiar depositario de valores ancestrales fuertemente arraigados. Para ella escribieron Federico Romero y Guillermo Fernández-Shaw un excelente libreto de ambientación vasca. Los libretistas, grandes conocedores del funcionamiento del teatro pusieron en sus cuartillas elementos suficientes para mantener el interés dramático de una historia de amor entre dos primos y ambientarla con el dosificado empleo de expresiones y palabras en vascuence y la utilización de giros idiomáticos castellanos con el acento, la pronunciación y la estructura típica vasca.

En cuanto a la música evidencia la gran técnica creadora de su autor. La orquesta y el coro son  una parte más de la obra y no sólo el soporte que acompaña a los cantantes en las romanzas y conjuntos, sino que tienen entidad propia. No se olvide que el compositor vasco escribió un importante catálogo instrumental y que estuvo muy ligado a la Sociedad Coral de Bilbao, y escúchense los preludios y el coro inicial.

Como en otras zarzuelas, la vena lírica de Guridi es evidente y da lugar a melodías sencillas, emotivas y de una brillante elasticidad. Números como la romanza de Santi (zortizo que comienza con la popular frase: "Sasibill, mi caserío") han entrado por derecho propio a formar parte de la más selecta serie de fragmentos de nuestra zarzuela. Lo mismo podría decirse del Cuarteto del primer acto, la canción de José Miguel ya en la segunda jornada, el dúo de Ana Mari y Santi, el dúo cómico entre Inosensia y Chomin, sin olvidar el número de los pelotaris y la impresionante “Salve“ a la que sigue una espectacular espatadanza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario